Blog

Del “Pullum frontonianum” al pollo crujiente

Es conocido que tiempo antes de Cristo los egipcios ya preparaban frituras, e incluso los griegos usaban el aceite de oliva para freír. Además, según la obra De re coquinaria, escrita por Marcus Gavira Apicius, que recoge el arte culinario de la Roma antigua, se afirma que los romanos preparaban un plato llamado pullum frontonianum, pedacitos de pollo dorados en aceite o grasa. Hoy en día seguimos practicando esta tradición que se ha extendido absolutamente por todo el mundo.

El objetivo es dejar el exterior dorado y crujiente pero que explote un interior tierno u jugoso, que llene la boca de sabor cuando lo muerdas. En Lamburguesa compartimos esta premisa y buscamos que se monte una fiesta en de satisfacción en tus papilas gustativas al probar nuestras frituras. A partir de aquí no nos hacemos responsables de que se te haga la boca agua y te entre un antojo incontrolable de venir a visitarnos.

Adelante con el pollo crunchy

Bolitas de pollo crujientes. Solo leyendo eso la boca se empieza a hacer agua, pero si contamos que están rellenas de miel y mostaza, además de una deliciosa salsa de yogur, es imposible que te resistas a probarlas. ¿Las bolitas no son lo tuyo? También tenemos solomillitos de pollo crujientes acompañados de nuestra salsa secreta y salsa sweet chili.

Croquetas

Las tenemos de pollo de corral con jamón ibérico y almendra crocante y de boletus. ¿No te parece un buen entrante antes de llegar al plato principal?

Say cheeese

Amantes del queso que os gustan las frituras, en nuestra carta hay un espacio reservado para vosotros. ¿Qué hay mejor que el queso y la salsa barbacoa? Juntarlo todo en nuestros palitos crujientes de queso gouda con barbacoa. Pero si prefieres una combinación más fuerte y dulce a la vez tienes que probar los saquitos crujientes de queso de cabra con mermelada de tomate.

Saluda a nuestras patatas

Las patatas fritas son una debilidad para la mayoría de la población, ese sabor es inexplicablemente delicioso. En Lamburguesa te ofrecemos un clásico a nuestro estilo: las patatas bravas. Pero no son las únicas, no te puedes ir sin probar las patatas fritas con salsa especial y una mezcla de quesos gratinados coronados con bacon crujiente.

Ni pollo, ni queso, ni patatas, ¡quiero pescado!

Si eres de los que prefiere el pescado, pero frito, la solución para ti son los langostinos crujientes en pasta kataifi con mayonesa de soja y miel. Irresistibles.

Y si las frituras no van contigo, en nuestra carta tenemos muchas cosas más: nachos Lamburguesa, alitas de pollo, chapatas, sándwiches, ensaladas, hamburguesas, ¡ven a elegir lo que más te guste!

Síguenos en redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.